15 de diciembre de 2019 - 6:27
Notas de prensa
18/07/2019
Murcia y Alicante reclaman una financiación estatal justa para la zona de mayor crecimiento demográfico de España
José Ballesta y Luis Barcala firman el ‘Manifiesto para la financiación local de las grandes ciudades del Sureste español’. Murcia y Alicante han experimentado en los últimos 20 años un importantísimo crecimiento demográfico. Sin embargo, son de los municipios de España que menos fondos perciben del Estado. Ambos regidores reivindican la llegada de infraestructuras “vitales” para el Sureste español como el Corredor Mediterráneo, el tercer carril de la A-7, los Arcos Norte y Noroeste y la mejora del servicio de cercanías.

 

El alcalde de Murcia, José Ballesta, y el alcalde de Alicante, Luis Barcala, han suscrito esta mañana en la Sala de Corregidores de La Glorieta el ‘Manifiesto para la financiación local de las grandes ciudades del Sureste español’.

 

José Ballesta afirmó que “estamos reivindicando no lo que nos merecemos sino lo que necesitamos. Murcia y Alicante somos la séptima y la décimo primera capitales de España, y nuestra población y el ritmo de crecimiento demográfico es el más alto del país en estos momentos. Es cierto que hay una España que se está vaciando, pero hay otra España que se está llenando y hay que atenderla; y tenemos la obligación de ofrecer servicios de calidad a los vecinos de la zona de mayor crecimiento demográfico de España”.

 

Murcia y Alicante han experimentado en los últimos 20 años un importantísimo crecimiento demográfico. Murcia ha pasado de 370.000 habitantes a 450.000, mientras que Alicante ha crecido de 284.000 a 331.000.

 

Sin embargo, son de los municipios de España que menos fondos perciben del Estado. Valencia percibió en 2018 una financiación de 429 euros/habitante, Málaga 407 y Zaragoza 392, mientras que Murcia recibió tan solo 221 euros y Alicante 232, es decir, la mitad que ciudades de características similares.

 

“El modelo actual de reparto de la financiación estatal perjudica claramente a nuestras ciudades y parte de esa financiación hace referencia a competencias impropias que estamos desarrollando los Ayuntamientos. Además, los criterios de reparto de esos fondos no son estables ni previsibles ni están sujetos a reglas de evolución, por lo que generan inestabilidad e incertidumbre”, criticó el alcalde murciano.

 

Por su parte, Luis Barcala manifestó que “necesitamos ese respaldo del Estado y un trato justo para poder prestar esos servicios esenciales a los ciudadanos, desde seguridad y la limpieza, hasta educación o sanidad. Porque en definitiva, lo mejor para Murcia y Alicante será lo mejor para España” y añadió que “no podemos estar soportando continuamente una sobrecarga de estos servicios y no recibir ninguna compensación y vamos a trasladar nuestra reivindicación al Gobierno de España”.

 

Infraestructuras: Corredor Mediterráneo, cercanías, A-7 y Arcos Norte y Noroeste

José Ballesta afirmó que “necesitamos esa mejora en la financiación local porque nuestro objetivo fundamental es prestar servicio a los murcianos y a los alicantinos y para poder hacerlo hay dos elementos clave: la financiación y las infraestructuras”.

 

En este sentido explicó que “tanto Murcia como Alicante somos ciudades periféricas de España, que a su vez es un país periférico de Europa. Por nuestra ubicación geográfica necesitamos una planificación de la red de infraestructuras concreta y el Corredor Mediterráneo es un elemento absolutamente estratégico para que nuestras áreas de influencia puedan desarrollarse económicamente; una infraestructura que es una realidad al norte de Alicante y Murcia, pero que aquí sigue sin llegar”.

 

José Ballesta también se refirió al servicio de cercanías entre Alicante y Murcia: “El año pasado tuvo más de dos millones de viajeros. Según los propios datos de Renfe operadora, de los 43 viajes programados cada día, diez sufren retrasos. El material que actualmente está en servicio es un diésel del año 1981 y su renovación nunca acaba de llegar”.

 

Otra infraestructura sobre la que tanto Murcia como Alicante reclaman mejoras es la autovía A-7, que registra una media diaria de 47.000 turismos y 7.108 vehículos pesados, siendo la más utilizada de toda España, a excepción de las radiales de Madrid y Barcelona. Además, se trata de la autovía de España que mayor porcentaje de siniestralidad ha registrado de manera continuada desde 2012 al 2017, según fuentes de la propia DGT. Por ello, ambos regidores locales reivindicaron la construcción del tercer carril de la A-7 e instaron a la licitación inmediata de los Arcos Norte y Noroeste.

 

Trasladarán el Manifiesto al Gobierno de España y la FEMP

Ambos alcaldes manifestaron su intención de trasladar el Manifiesto a otras ciudades para que se sumen a este documento, que próximamente van a trasladar al Gobierno de España y a la Federación de España de Municipios y Provincias.

 

El manifiesto recoge cinco reivindicaciones prioritarias

1.- Que la financiación local tenga en cuenta la capitalidad de Murcia y Alicante y su singularidad como principales núcleos urbanos del sureste español.

 

2.- Que la financiación local tenga en cuenta la población, dispersión y superficie de los municipios para la dotación de infraestructuras y recursos.

 

3.- Que se lleve a cabo una clarificación del marco competencial de las Entidades Locales, con el fin de dotarlas de mayores recursos para la gestión de las competencias impropias.

 

4.- Que la singularidad de ambos municipios justifique el compromiso definitivo para el desarrollo del Corredor Mediterráneo así como de otras tantas infraestructuras que faciliten el crecimiento del sureste español.

 

5.- Que se dote presupuestariamente los proyectos que apuesten por el desarrollo tecnológico de las administraciones locales, como fundamento principal para mejorar la eficiencia en la gestión y la calidad de vida de los ciudadanos.

 

Menos financiación frente a una mayor población

A través del Manifiesto, Murcia y Alicante unen fuerzas y crean un frente común como capitales más activas del Sureste español, para exigir una financiación justa y adecuada como puntos clave del Arco Mediterráneo, y séptimos y undécimos municipios más poblados de España, respectivamente.

 

A esta situación se suma que las ciudades de Murcia y Alicante, por su capitalidad, prestan un gran número de servicios sanitarios, educativos, culturales, de movilidad y administrativos a una gran población procedente de municipios vecinos, por los que no se recibe ningún tipo de compensación.

 

En el municipio de Murcia, aproximadamente el 70% del presupuesto se obtiene a partir de la propia recaudación propia del municipio y el 25% restante se recibe de transferencias del Estado, mientras que un 2,5% procede de la Comunidad. “Tenemos que recurrir a fondos nacionales y europeos en concurrencia competitiva con otras ciudades para desarrollar determinados proyectos estratégicos, ya que los presupuestos municipales no son suficientes”, indicó José Ballesta.

 

Encuentro técnico sobre el modelo de ciudad inteligente

Otro de los aspectos en el que ambas ciudades compartieron su visión y experiencias es el relacionado con el modelo de desarrollo de Smart City. En concreto, se celebró un encuentro técnico entre ambas Corporaciones locales, presidido por los dos regidores locales, y la presencia de los concejales del área, técnicos municipales, responsables de empresas colaboradoras y especialistas de la Universidad de Murcia.

 

En dicha reunión se abordó el Modelo de Gobernanza TI, el proyecto Murcia Smart City, la aplicación Tu Murcia, la plataforma de contratación y gestión CLARA y el desarrollo de la Administración electrónica.

 

 

G.P.
Audio

José Ballesta 1

Audio

José Ballesta 2